Comer barato. Recetas económicasA continuación te proponemos una serie de consejos para realizar recetas económicas, saludables y muy nutritivas con productos de temporada que te permitirán disfrutar de la buena mesa y, además, ahorrar dinero y tiempo, porque son muy fáciles de hacer.

El verano ya está aquí y con él un montón de productos propios de esta época que nos van a permitir realizar, por poco dinero y dificultad, platos muy interesantes. A continuación te proponemos un menú compuesto por soluciones no solo muy ricas, sino que además muy nutritivas y económicas.

¿A quién no le apetece, después de una mañana calurosa bajo el sol, un gazpacho bien fresquito? Nuestra sopa fría más popular es una de las propuestas estrella de la temporada. Las hortalizas son económicas y, generalmente, de gran calidad, aportan pocas calorías y, en cambio, un torrente de vitaminas y antioxidantes, así como de ácidos grasos al organismo, además, sus propiedades isotónicas garantizan la hidratación. Además de la receta tradicional, para los más atrevidos proponemos una divertida versión del gazpacho que emplea dos de protagonistas indiscutibles de los meses de calor, el pepino y el melón, igual de saludables pero con un toque exótico que demuestra que ahorrar no es incompatible con una cocina simpática.

Como segundo plato de nuestro menú vamos a emplear tres productos de temporada, y vamos a empezar por el mar. Como todo el mundo sabe, el pescado azul se encuentra entre los alimentos más saludables que podemos incorporar a nuestra mesa, rico en omega-3, contribuye a mantener a raya al colesterol y ayuda a que la sangre fluya con facilidad, es rico en una variedad nutrida de vitaminas, proteínas y minerales, y el rey, por su hermosura y tamaño, no solo por su nombre, es el bonito.

Os proponemos un par de recetas muy divertidas, nutritivas e interesantes, una ensalada, con naranjas y chalotas, y la otra con un sofrito de tomate de distintas variedades y un chispeante toque de jengibre.Nuestro siguiente invitado es el calamar. Con unas propiedades parecidas a las del pescado, destaca el aporte de fósforo, hierro y magnesio en las recetas en las que se presenta. En este caso lo prepararemos en forma de rollitos en cuyo interior recogerá gambitas y verdura, bañados en una deliciosa salsa con almejas.Y del mar, a la tierra. El cerdo, del que nos gustan hasta sus andares, es un producto con el que poder ahorrar dinero y a la vez riquísimo. Fuente fundamental de proteínas y, si queremos, con poca grasa. La receta de nuestro menú lo combina con otro ingrediente de temporada, la zanahoria, dándole un aire oriental con un poco de curry. ¿Quién va a resistirse a estas albóndigas en salsa? Además os dejamos una receta de cerdo asado con naranja. Para chuparse los dedos.

Queremos terminar con un buen postre, para el que tenemos las siguientes sugerencias. Las redondas y preciosas sandías, con su poder hidratante excepcional, junto con unos kiwis, nos van a permitir hacer unos graciosos y refrescantes polos. ¿Qué niño no va a querer repetir? Otro producto imprescindible en los meses de calor es el melocotón, ingrediente base en forma de mousse de una riquísima y fresquita pannacotta. Por último, aprovechando la posibilidad de disfrutar de los higos, un alimento rico en potasio y hierro, con un alto contenido en fibra y unas propiedades digestivas increíbles, proponemos maridarlos con moscatel y chocolate.


¡Que aproveche!